Historia de la Mano de Fátima

La Historia de la mano de Fátima es muy intrigante. El simbolismo de la mano de Miriam se ha vuelto muy popular en muchas culturas durante este último siglo, muchas personas se la han tatuado o la llevan de forma de collar.

Hay una historia en la cultura árabe en la que Fátima estaba cocinando para su familia y de pronto entró su esposo Alí a casa junto a una joven concubina (en la religión Musulmana está permitido la poligamia) al ver esto se volvió impactada y dolorida a la cocina, muy entristecida.

La historia de hamsa

Después de esto continuó cocinando pero no podía prestar atención a lo que estaba haciendo en la cocina por lo que acababa de ver. Debido a esto, mientras cocinaba con agua hirviendo añadió los ingredientes de la comida para hacer un guiso típico casero y sin darse cuenta metió la mano para remover el caldo.

A causa de los pensamientos tristes y a los celos, al no prestar atención a lo que hacía que quemó la mano pero no se dio ni cuenta por el estado de shock en el que se encontraba. Al ver su marido Ali lo que estaba haciendo fue corriendo hacia ella y le gritó para sacar su mano del caldo hirviendo, en aquel momento Fátima se dio cuenta de que tenía su mano quemándose y sintió un gran dolor.

Fue en aquel momento cuando en la cultura musulmán se convirtió en el amuleto de “la mano de Fatima” debido a que provee de paciencia, fidelidad y fertilidad a las mujeres que la portan, además de buena suerte. Y no sólo esto, también se conoce que aporta un poder de protección sobre todo a las mujeres embarazadas.